25.11.20

Lima-Mali (ven. 1 mai) "He vuelto a la minúscula"

Hola Polar,

espero que sigas bien y con tu vida, que en estos tiempos que corren no es nada fácil. Nuestra conversación de abril me animó mucho a seguir con mi libro y quería preguntarte si guardabas mis emails viejos y si sería mucha molestia que me los enviaras, en caso de que todavía los tengas, porque quiero leerlos y usar algunas cosas para la Literatura que nos salva la vida.

Espero a que me digas, ojalá los guardes. Yo tiendo a quemar todo lo que escribo, por eso necesito buenos amigos y editores y una familia, todo lo cual escasea.

Te abrazo dulcemente, 

elise

*

(4 mai)

Querida P,

haces muy bien en desconectarte de todo y ponerte a ver películas de Tarr. De hecho me das muchísima envidia y puede que te imite. Pensé no obstante que igual ya no me ibas a contestar más, pero me alegro muchísimo de que no haya sido así.

Los emails creo que me van a ayudar. Muchas gracias por tomarte el trabajo de enviármelos. Ya sea por depresiones provocadas por decepciones más vitales que amorosas o por la vida, se me ha ido escapando mi propia obra. Recientemente eliminé todo mi Instagram. No te conté que estuve en el hospital ingresada nueve días en febrero. Ha sido un año horrible. No espero nada, sólo poder trabajar. Y en esos emails puede haber material poético que necesito recopilar.

Disculpa si mis últimas respuestas son breves y no entro a hablar de los temas políticos que tú mencionas. Es que no estoy muy habladora. Pero leo tus emails varias veces.

Ojalá tu mente esté pacífica y luminosa y te llegue mi abrazo agradecido.

Elise

**

"Te seguiré enviando más mails"

Gracias, Polar. No sabes cuánto te lo agradezco. Ojalá te pueda conocer alguna vez.

*

(6 mai)

Realmente nuestra correspondencia podría estar un libro. 

Sigue con el miércoles. Y el cine.

Besos de e

1 comentario:

Elise dijo...

Oops. El traspapel.