22.2.16

Pensamientos + Carta a P. (tocada)

No soy una apasionada del arte, soy artista. No sé hacer nada. Soy apasionada. ¿Por qué no me dieron nunca un papel? Hubiera escrito menos. Lo hubiera hecho bien, sería libre, seguiría siendo poeta, no estaría tan gastada (estoy gastada: la inocencia y las suelas). Pero debía seguir donde la luciérnaga tiene, en un mundo iluminado como este, sueño.
Si los libros no y los hago es por una profundísima razón. No nos vemos. Hasta que nos vean. Yo pensé en tu pelo.

Me duele el hada, me duele cuando ladro y me duele secarme de ti. Está todo muy movido, como en las fotos. Lamento haber hablado contigo en mayo. Tú nunca hubieras hablado conmigo y esto no estaría pasando. Pero ya ha pasado y lo que está pasando es el recuerdo.


***

Ay, querida Polar, yo tampoco soporto a la gente. Es un problema, en el fondo, y no tan en el fondo, porque hay mucha gente.

Me cansa o aburre mucho la gente. De verdad que no consigo interesarme por sus triunfos (si me contaran sus derrotas, creo que me sentiría más cerca).

*

Para mí es importantísimo, en el amor, sentir admiración por la otra persona, y es algo que rara vez me ocurre. 

*

Hoy estoy bastante triste. Pero en Viena, la tristeza es bella, porque Viena es muy bella, muy bella y muy bonita.


**

Me ha sucedido algo que me ha producido un dolor como el que te provoca el desgarro de una arteria en el corazón. He sentido la desolación, la sangre, el espanto traspasando el límite impuesto por las venas, pero he podido sentirme por dentro, saberme viva. 



Bruce Davidson, Subway Series,1980 [vía P.]

No hay comentarios: