7.7.12

mi habitación, por decir algo


mi habitación, por decir algo. el deseo es lo contrario de la muerte, y mi cama está abierta como un corazón, destapada, las sábanas caídas sin más, usadas, amarillas, mi cama parece un pájaro, las alas extendidas e inmóviles, casi rotas, y no me atrevo a acercarme por si aletea de golpe y desaparece, tan fría es mi habitación, tan oscura, que mi pijama es otro pájaro, tiene rayas rojas, azules y verdes, es un pájaro del Trópico de Cáncer, no sé cómo ha entrado, la ventana estaba cerrada y las contraventanas son blancas y las veo, aunque no estoy segura, porque las paredes también parecen blancas, dirán los cuadros negros, las manchas que he ido poniendo con los años. me lo quité como tantas otras veces, sin ningún misterio, con los ojos cerrados, y lo dejé allí, y me fui. ahora tiene entrañas frías y calientes, respira. está doblado libremente sobre sí mismo, ignoro qué esconden los agujeros, qué desconocidas penumbras, dónde empiezan y terminan las líneas, los bordes, las curvas, por qué, qué latitud, qué fruta, qué pensamiento. todo él es un todo no del todo inerte formado por fractales tropicales que no podré conocer. cayeron de mis manos, por la mañana, pero es de noche, y la lámpara está apagada. la tela tenía pelusas como plumas. las plumas eran de franela. he cubierto toda mi piel, las alas no me tocan, no puedo ser libre. mi pijama, el pájaro, y me dormí. 

I´ll save you, Dara Scully (de mi colección)

No hay comentarios: